Chiste

Un jubilado se fué de vacaciones con su mujer, a un hotel costero. Todo fue sobre ruedas hasta que llegó el momento de pagar la cuenta, que se había disparado hasta unas cifras desorbitadas, el hombre se dispuso, lógicamente, a cursar la correspondiente queja, puesto que en la agencia de viajes, el presupuesto que les habían facilitado era bastante más barato.
- Oiga, verá es que he estado mirando la cuenta, y aquí hay cosas que están equivocadas. Mire, aquí dice: "Uso de piscina 200 euros", y ni yo ni mi mujer hemos ido ningún día a la piscina.
- Ya, pero la piscina ahí la tenía, si no la ha usado es su problema...
- También dice: "Uso de la biblioteca: 60 euros" y ni sabía que había.
- Mire usted, ahí la tenía, si no la ha usado eso es algo que a nosotros no nos importa.
- Y que me dice lo de: "Consumo bebidas en mini-bar: 150 euros". ¡No hemos probado ni gota de alcohol!
- ¿Qué quiere que le diga..., ahí lo tenía...
- Bien. ¿La cuenta asciende a 1.500 euros verdad? pues le voy a pagar la mitad.
- ¿Cómo dice?
- Sí, es lo que les cobro por follarse a mi mujer.
- !Pero si no la hemos tocado nadie en el hotel!
- Sí, pero ahí la teníais. ¡Si no lo habéis hecho es vuestro problema!