Chiste

Matrionio sueco, rubio los dos, ojos azules, de padres y abuelos, blancos, rubios y de ojos azules... Y el pobrecillo tiene un hijo negro, pelos rizados y ojos como el carbón. Naturalmente mosqueado y pasando de la indignación del conyuge, se hace la prueba de paternidad... y... ¡¡SORPRESA!! Se corfirma que es legitimo.
El bueno del doctor, al ver la carita descolgada del señor, se explica:
- Bien, veamos... estamos ante un evidente caso de... ¡¡la enfermedad de KODACK!!
- ...¿?... ¿Como dice doctor?
- Es muy facil, dice, ¡¡coño grande, polla pequeña, entra la luz y el niño se vela!!...