La mujer que vive en un nido

En un alarde de imaginaciòn original a causa de la necesidad, Roxana María Mónica Pons Handl se construyó un refugio en un árbol, entretejiendo ramas secas. Tomó la idea de un libro y se encuentra muy comoda en su nuevo hogar. Le ofrecieron una casa pero prefiere seguir al aire libre, cerca de la antigua estación de ferrocarril de San Rafael, Mendoza. Contra el resguardo de un árbol armó su “nido”, donde vive desde la Navidad pasada. Ésta pobre señora esta separada y tiene una hija. Sin embargo, hace años que está sola y la necesidad la llevó a explotar al máximo su creatividad. Al no encontrar un lugar donde vivir, armó su propio refugio. “Me basé en las instrucciones del libro "El cobijo", que explica cómo hacerse un agujerito entretejido, algo que me pareció fantástico”, explicó Roxana.
N.d.A. No deja de sorprenderme la humanidad
http://www.infobae.com/notas/nota.php?Idx=220287&IdxSeccion=1100795